10389283_911380902241140_6851090248781434875_n

Trucos para volver a la vida sana y no abandonar en el intento

Volvemos a tener casi 365 días para ponernos en forma y comer equilibrado antes de volver a cargarnos los buenos hábitos con las Navidades de 2017.

Seguro que has empezado el año marcándote metas como: conseguir un cuerpazo para junio, o sustituir la comida “basura” por verdura y cosas “sanas”. Todos estos objetivos son realistas y alcanzables, siempre y cuando tu método para conseguirlos no sea una locura.

dairy-1986532_960_720

1. Ve al gimnasio, pero intenta no morir en el intento

Plantea los entrenamientos en base a tu capacidad. Si acostumbras a practicar deporte, no te costará entrar en la rutina, pero ten cuidado si llevas mucho tiempo siendo campeón de sofing, porque si te marcas objetivos como ir al gimnasio 5 días a la semana y hacer body pump, zumba y natación el mismo día, acabarás agotado física y mentalmente y nunca lograrás llevar bien una rutina, y por tanto, tampoco ningún progreso.

EL PROGRESO ES PROGRESIVO

  • Empieza por un par o tres días a la semana. La exigencia en exceso, te hará abandonar enseguida.

  • Coge un calendario físico y marca tus horarios de entrenamiento, basándote en tu tiempo libre (para ir evitando futuras excusas de falta de tiempo).
  • Apúntate a clases colectivas. Son motivadoras. La interactuación con la gente, la música y la disciplina del profesor, harán que te marques una hora entera de entrenamiento sin apenas darte cuenta.
  • Si los entrenamientos de cardio (zumba, pump, spinning) no son lo tuyo, prueba con pilates, GAP o yoga. Estimulan la tonificación muscular.
  • Si  un entrenador marca tu rutina en sala, procura ser sincero cuando te pregunte por tu actual estado físico, alimentación y capacidades. Poco a poco los entrenamientos irán modificándose en base a tu progreso (y tu frecuencia en la asistencia).
  • Deja el móvil en la taquilla y concéntrate en los músculos. Si solo entrenas durante una hora, tener el móvil cerca te puede hacer perder casi la mitad de tu tiempo.

10489631_1002163979829498_3775777622742525638_n

2. No pretendas llenar el plato de pasto 

La verdura es muy saludable, aporta infinidad de vitaminas y pocas calorías, pero no dejan de ser carbohidratos, que si no se combinan adecuadamente con proteínas (carnes, huevos, pescado) no formarán un alimento completo, mucho menos combinado con entrenamientos en el gimnasio.

Ojo, tampoco te dejes llevar por el excesivo recorte de carbohidratos que muchas dietas obligan a hacer. Obviamente el pan no es el alimento más completo del mundo, pero si es integral, (también aplicable al arroz) los carbohidratos tardarán más en asimilarse, y podrás quemarlos con más facilidad.

10001372_686153971447310_7163804459317398586_n

DECISIONES INTELIGENTES. TODO POR ESCRITO

  • Marca tu objetivo ¿subir o bajar de peso? ¿muscular, tonificar, hipertrofiar?
  • Imprime o dibuja un plan semanal en el que puedas diseñar tus comidas para toda la semana. Así podrás ir al supermercado con las ideas claras y sin dudas que hagan hueco a un par de chocolatinas en tu carrito.
  • Inspírate. Hay muchísimas páginas en las que encontrar recetas de comida equilibrada.
  • Si tus objetivos son serios, acude a un nutricionista o endocrino para que sea quien te fije una dieta.
  • NO seas excesivamente estricto con lo que comes, pues caerás en ataques de ansiedad y acabarás abriendo la despensa en busca de las sobras de turrón de las Navidades.
  • Compra con cabeza. Siempre cíñete a tu lista escrita y ve al supermercado después de haber comido, para no caer en la trampa de traer aperitivos poco saludables.
  • Permítete un par de días a la semana para comer lo que quieras.
  • Sal a comer fuera, pero elige bien. Limítate a pedir lo que consideres más saludable (y te guste) de la carta. Siempre hay opciones ligeras.buddha bowl

 

3. Mide tu progreso para mantenerte motivado

Nadie pone en duda que mínimo durarás hasta el 31 de enero, pero la desmotivación suele aparecer aproximadamente un mes después de haber empezado a marcar una rutina, si no se ven los cambios. Si no sigues el plan de comidas ni de ejercicio, también has de ser sincero contigo mismo.

SE REALISTA

  • Hazte fotos para poder comparar tu estado físico inicial, y una vez a la semana para comparar tu progreso ¿Han crecido nuevos músculos dónde no sabías que los había?
  • El peso no significa nada. ¿Sabías que el músculo pesa más que la grasa? Quizá aumentes de peso tras haber hecho musculación. Es completamente normal y no significa que no progreses.
  • Si no has sido capaz de seguir la dieta porque alguien ha traído tarta de cumpleaños a la oficina, apúntalo. Así no te desanimarás tanto si tu progreso se frena un poco. Sabrás a qué se debe.
  • Si no has ido al gimnasio por terminar tareas pendientes o has pillado tal gripe que no puedes salir de casa, apúntalo y procura aprovechar el tiempo libre que tengas para hacer alguna rutina casera. Ayudan mucho.

IMG_8384

4. El apoyo de los demás es fundamental

Genial. Llevas dos meses y medio de hábitos saludables y no te cuesta mantenerlos, pero tampoco te aportan nada, es posible que a veces, hasta te flexibilices demasiado porque te ves muy bien. El apoyo de tu familia o pareja es fundamental. Si ellos siguen tus mismos hábitos, os será muy fácil mantener la motivación.

BUSCA RECOMPENSARTE

  • Convénceles para que se marquen hábitos similares, para apoyaros en los momentos de bajón.
  • Si en cambio ellos devoran una pizza sin piedad mientras tu rumias un ramillete de brócoli y un filete de salmón, pídeles que te preparen alguna sorpresa para el fin de semana, siempre y cuando hayas firmado la asistencia en todos los entrenamientos semanales y hayas cumplido con tu plan de alimentación tal cual lo tienes escrito.
  • Algunas ideas son: algún plan romántico, salir a cenar, al cine, darse un masaje relajante, una escapada…
  • Arranca la semana pensando en tu recompensa como motivación para los próximos días.
Processed with VSCO with hb1 preset
Processed with VSCO with hb1 preset

Estos son solo un par de propósitos de los muchísimos que nos marcamos cada año, y tú, ¿qué objetivos te has marcado para este 2017 y cómo planeas alcanzarlos?

1907583_944399602272603_6710300294485644470_n    

Deja un comentario